|

¿En qué consiste la cremación?


Blog



foto de ¿En qué consiste la cremación?

Autor: Juan Pablo Crespo

Fuente: Diario en línea Panorama

La señora del lazo blanco se acerca al ataúd, donde reposa su recién fallecido esposo, quien lleva una corbata negra. Hace 35 años ambos se prometieron estar juntos hasta que la muerte los separase. Y así fue. Ahora, ella lo despide con un beso en la frente y coloca entre sus manos la primera foto que ambos se tomaron. Enseguida, la urna se cierra y, lentamente, dos operarios la conducen sobre un carrito de cuatro ruedas hasta el salón contiguo, donde el paso está prohibido para familiares y hasta amigos. Así, el señor de la corbata negra inicia su camino al crematorio.

 

 

Cementerio vertical. Brasil

 

La señora del nudo blanco junto con otros seres queridos cercanos decidió tomar el camino de la cremación para la disposición final del cadáver, una alternativa cada vez más popular entre los deudos en el mundo. Razones varias así lo justifican: la opción resulta más económica, práctica, rápida y mucho menos contaminante que la sepultura tradicional. En adición, contribuye a frenar el colapso de los cementerios y a un mejor aprovechamiento de la tierra. Por eso es que cada vez más cementerios verticales son construidos en algunos países del mundo.

Pero en esta oportunidad imperó una razón sentimental; íntima: La posibilidad de tener cerca las cenizas de ese ser querido que partió hacia la eternidad. Como ella, muchas otras personas se inclinan por la cremación para así poder conservar, de alguna manera, un recuerdo con un valor de cercanía.

“Uno de los aspectos más importantes de la cremación tiene que ver con la memorización, pues la familia puede decidir qué hacer con las cenizas”, explicó Lenín Blanchard, vicepresidente de El Edén Parque Memorial.

 

Cementerio vertical. Brasil

 

En realidad hablamos de un procedimiento milenario que, según estudios antropológicos, se practicaba a final del período neolítico. Se han encontrado también pistas de este ritual en zonas habitadas por los cananeos alrededor de 3.000 años antes de Cristo.

La Iglesia católica frunció el ceño a la cremación en un principio, hasta que adaptó su doctrina cuando 1963 el papa Paulo VI levantó la prohibición. Tres años después, permitió a los sacerdotes católicos la posibilidad de oficiar en ceremonias de este tipo. La Iglesia recomienda, sin embargo, que se entierren las cenizas, en vez de, por ejemplo, que sean guardadas o arrojadas al mar.

 

La Iglesia Católica permite la cremación

 

Un trabajo del New York Times explicó que en EE UU la cremación es elegida hoy por más del 41% de las familias estadounidenses, frente al 15% que lo hacía en 1985. La página web de Funerales San Martín, en Colombia, indica que, según las estadísticas de aquel país, Medellín registra los índices de cremación más altos: El 58% de las personas que fallecen al día en la ciudad son cremadas, seguida por Bogotá con un 47% y Cali con un 39%. “La tendencia es a que un 80% de los cuerpos se cremen”, apuntó Heberto Pacheco, también de El Edén. 

 

La tendencia en Colombia es que un 80% de los cuerpos se cremen